Armas
Acceso

Óscar Fuertes completa un primer Dakar brillante con SsangYong

-El madrileño, junto a su copiloto Diego Vallejo, ha finalizado segundo entre los rookies y como tercer mejor español en coches.

-El equipo SsangYong Motorsport ha logrado el cuarto puesto en la categoría T1.3 y ha rozado el top 30 de la general.

-“No podemos estar más felices de haber acabado este Dakar tan extremo, que era nuestro gran objetivo”, afirma satisfecho Fuertes.

Titánico. Así ha sido el Dakar que han completado Óscar Fuertes y Diego Vallejo a los mandos de su SsangYong TivoliDKR. La pareja española, pese a numerosas adversidades en este tramo final de carrera, ha conseguido llegar a la meta de Córdoba (Argentina) y lo ha hecho como una de las grandes sensaciones de esta edición.

“Estamos destruidos, sobre todo después de los esfuerzos de estas últimas etapas. De todas formas, tanto Diego como yo no podemos estar más felices de haber acabado este Dakar tan extremo, que era nuestro gran objetivo”, afirma satisfecho Fuertes.

El piloto madrileño ha finalizado el rally más duro del mundo en su primera participación, algo al alcance de muy pocos. No en vano Óscar ha sido uno de los dos únicos Rookies en lograrlo de la casi veintena que inició la prueba en Perú. Fuertes, segundo en esta clasificación, ha sido también el tercer mejor español en coches, tan sólo por detrás de dos leyendas del Dakar como Carlos Sainz, vencedor final, e Isidre Esteve.

“El hecho de que sólo dos rookies hayamos acabado la carrera demuestra la dureza de esta edición. Estoy muy orgulloso de haber liderado esta clasificación durante varias jornadas, aunque finalmente hayamos sido segundos”, relata Óscar.

Este rotundo éxito del equipo SsangYong Motorsport ha requerido un esfuerzo casi sobrehumano por parte de Óscar, Diego y el resto de componentes de la escuadra. Y es que los problemas técnicos sufridos en la penúltima y antepenúltima etapas les pusieron en jaque en diversos momentos. A pesar de ello, la dedicación y tesón de todos les permitió sobreponerse a las múltiples adversidades y acabar el rally.

“El trabajo de todos los integrantes del equipo ha resultado fundamental para llegar al final. La labor de Diego también ha sido sensacional y su experiencia, imprescindible para completar el Dakar”, agradece emocionado el madrileño.

Fuertes ha cruzado la línea de meta de Córdoba después de tres jornadas casi ininterrumpidas al volante. Si en la 12ª etapa el madrileño lograba finalizar a las 5 de la mañana para emprender la 13ª apenas tres horas y media después casi sin dormir, el 14º y último día no ha sido tampoco sencillo. No ya por la dureza de la última especial de 120 kilómetros con inicio y final en Córdoba, sino por el tremendo cansancio acumulado.

Y es que el viernes Óscar y Diego volvieron a sufrir problemas que les pusieron al borde del abismo, pero tras más de 15 horas pudieron acabar la etapa. Con dos jornadas maratonianas seguidas, sin descanso de nuevo y con toda la fatiga del Dakar más duro de Sudamérica a sus espaldas, los últimos kilómetros de esta edición no han sido ni mucho menos un paseo triunfal.

Pese a ello, la 32ª posición de este sábado, la misma que ha ocupado Fuertes en la clasificación general final, refrenda este excelente papel. A este destacado lugar en la tabla hay que añadir un cuarto puesto en la categoría T1.3 (vehículos de gasolina con dos ruedas motrices), lo que dice mucho del buen trabajo de todo el equipo SsangYong Motorsport.

El equipo SsangYong Motorsport ya atisba la mete del Dakar 2018

Óscar Fuertes comanda la clasificación de Rookies y es 28º de la general a falta de sólo tres días para el final del rally.
El madrileño, junto a su copiloto Diego Vallejo, está haciendo una carrera muy inteligente y regular a bordo de su TivoliDKR.

Tres días. Eso es lo que le queda a Óscar Fuertes para lograr su gran objetivo en el Dakar 2018: finalizar la carrera en su primera participación. Estw miércoles ha dado un paso en la consecución de este reto al superar la 11ª etapa, que transcurría entre Belén y Chilecito.

Tras 280 kilómetros de especial, a los que hay que sumar también nada más y nada menos que 467 km más de enlace, el piloto madrileño se ha situado en el puesto 33º parcial, con un tiempo de 7 horas, 43 minutos y 26 segundos, a poco más de tres horas y media del ganador del día.

El excelente papel del equipo SsangYong Motorsport en el rally más duro del mundo queda reflejado por su 28ª posición en la clasificación general. Fuertes domina además entre los Rookies, con más de tres horas de ventaja sobre el sudafricano Hennie De Klerk. El debutante, junto a su copiloto Diego Vallejo, también figura en la 4ª plaza de la categoría T1.3 (vehículos de gasolina con dos ruedas motrices) y sigue como tercer mejor español en coches.

Después de llegar muy tarde en la jornada de ayer, la pareja española apenas ha podido descansar antes de afrontar la etapa de este miércoles. La acumulación de cansancio después de tantos días de competición es palpable en todos los participantes y Óscar y Diego no son ajenos a ello.

De todas formas, han sabido reponerse a las adversidades y con su SsangYong TivoliDKR han protagonizado una actuación muy inteligente y regular en esta jornada, que ha transcurrido en gran parte sobre arena y en cuyo tramo final se han acercado al top 30.

Este jueves, la 12ª etapa del Dakar conducirá a los supervivientes de la carrera desde Chilecito a San Juan en una larguísima especial de 523 kilómetros más 270 km de enlace. Terrenos pedregosos y complicados con una parte final por ríos que requerirá de una correcta navegación. Se superarán los 3.600 metros de altura, pero la carrera comienza a descender a cerca de los 1.000.

Inmejorable inicio de Dakar para Óscar Fuertes y Diego Vallejo

-El equipo SsangYong Motorsport lidera la clasificación de Rookies y es 30º en general.

-“El principal objetivo tiene que seguir siendo acabar la carrera sin mirar mucho las clasificaciones”, afirma Óscar.

“El TivoliDKR es increíble, ni un solo problema mecánico. Sólo hemos cambiado filtro de aire y poco más”, destaca Diego.
Mejor Rookie, 30º de la clasificación general, 4º en la categoría T1.3 y tercer mejor español en coches. Éstos son sólo algunos de los méritos de Óscar Fuertes en el Dakar 2018, cuya novena etapa, entre Tupiza (Bolivia) y Salta (Argentina), se ha cancelado a causa de los problemas logísticos que han acarreado las fuertes lluvias en la zona.

Cuando sólo faltan cinco etapas por disputarse, pocos podían imaginar que el equipo SsangYong Motorsport gozaría de una situación tan privilegiada a estas alturas del Dakar. “Las sensaciones y la valoración no pueden ser más positivas. Si me pidiesen un guion previo de cómo me gustaría que saliesen las cosas, quizás no me hubiera atrevido a ponerlo tan bien”, afirma el propio Óscar.

“El principal objetivo tiene que seguir siendo acabar la carrera sin mirar mucho las clasificaciones, porque cada vez que alguien quiere correr más de la cuenta acaba teniendo un problema. Luego ya se verá, aunque si lo conseguimos seguro que va a ser un buen puesto porque no queda demasiado rally y pocos coches están resistiendo la dureza de esta prueba”, prosigue el piloto madrileño.

Además de su talento al volante y de una buena planificación, los dos grandes pilares de su excelente papel en este Dakar son también Diego Vallejo y el SsangYong TivoliDKR. La experiencia del copiloto gallego en esta prueba ha sido fundamental en este inicio de rally, así como sus dotes de navegación, especialmente en las etapas con largos tramos fuera de pista. “La relación entre Óscar y yo es fenomenal. Es un pilotazo, muy inteligente y para mí es la revelación de esta edición. Es una persona que escucha mucho y hace caso”, destaca Diego de su compañero.

Por su parte, el rendimiento del TivoliDKR está siendo excepcional y ha permitido a la pareja española auparse al top 30 de la tabla y superar enormes dificultades en carrera. “El coche es increíble, ni un solo problema mecánico. Sólo hemos cambiado filtro de aire y poco más”, alaba el copiloto de SsangYong.

Tras ocho etapas, 46 horas 19 minutos y 56 segundos de carrera (19:15:56 más que el líder del Dakar, Carlos Sainz) en 2.428 kilómetros de especial (a los que hay que sumar 2.078 km más de enlace para un total de 4.506 km), el cansancio acumulado es innegable, algo que se ha podido mitigar en parte gracias a la anulación de esta jornada. “La cancelación de la etapa ha sido una buena noticia para nosotros. Nos viene bien para que los mecánicos tengan más tiempo para revisar el coche y para que nosotros podamos descansar. Después de tantos días, la altura, primero el frío y ahora el calor… se notan, obviamente”, comenta abiertamente Óscar.

“Afrontaremos la última semana como hemos hecho hasta ahora, porque nos ha funcionado bien. Pensar mucho las cosas, no tomar decisiones precipitadas y tener mucha prudencia han sido las claves. No hay que desestimar ninguna etapa porque precisamente en la que tuvimos más problemas [la 6º] era a priori la más sencilla y al final se nos complicó hasta extremos increíbles por un pequeño contratiempo con el limpiaparabrisas”, recuerda un precavido Diego.

Mañana martes, el Dakar se reanuda con la décima etapa, entre Salta y Belén. Esta primera jornada en suelo argentino tendrá 373 km de especial y 424 km de enlace. Las dunas en la meseta inicial y la navegación en el cruce de ríos del tramo final serán los mayores obstáculos para el equipo SsangYong Motorsport y el resto de supervivientes en la carrera.

Óscar Fuertes se coloca como mejor Rookie del Dakar en coches

-Nuevo top 30 de etapa para el piloto madrileño, que es 30º en la clasificación general.

Después de anularse la jornada de este lunes, el equipo SsangYong Motorsport llegará a Argentina en una situación privilegiada.
Óscar Fuertes cada vez tiene más cerca su sueño de finalizar el Dakar 2018. Pero lejos de conformarse con acabar el rally más duro del mundo, el madrileño, junto a su copiloto Diego Vallejo, está dando todo un recital de conducción y navegación que le ha aupado al top 30 de la clasificación y a liderar la clasificación de Rookies.

Si en la jornada de ayer, la primera parte de la etapa maratón, el equipo SsangYong Motorsport firmaba su mejor resultado con un 26º puesto, en la de hoy, la segunda parte con una larguísima especial de 498 kilómetros, ha vuelto a quedar entre los 30 mejores.

Gracias a su gran papel en esta etapa entre Uyuni y Tupiza, el piloto madrileño se coloca también 30º en la general. Óscar sigue como tercer mejor español en coches y cuarto en la de la categoría T1.3, además de ser el primero entre los debutantes.

Fuertes y Vallejo han hecho gala de una gran regularidad a lo largo de toda la jornada, en la que siempre han rodado alrededor de la 30ª plaza. Ni la altitud de hasta 4.800 metros, ni las zonas de dunas, ni los tramos completamente enfangados han detenido el buen ritmo del SsangYong TivoliDKR.

Después de superar esta octava etapa, Óscar no sólo ha llegado hasta la novena jornada de competición, la última prevista en suelo boliviano, sino que lo ha hecho hasta la décima, la primera en Argentina, ya que la organización se ha visto obligada a suspender la especial de este lunes. Y es que las complicadas condiciones meteorológicas han hecho imposible que las asistencias realicen su trabajo para que se pueda disputar esta novena especial con normalidad.

Este parón de un día dará un respiro al equipo SsangYong Motorsport, que podrá coger fuerzas para afrontar la semana final de carrera, ya en territorio argentino. Pese a ello, Óscar y Diego deben realizar el trayecto de enlace de más de 500 kilómetros hasta llegar hasta Salta, desde donde partirá la décima etapa el martes, por lo que el descanso será mínimo.

Espectacular top 30 de Óscar Fuertes en el Dakar

-26ª posición de etapa para el equipo SsangYong Motorsport, que escala cinco plazas en la general y se sitúa 30º.

El piloto madrileño ya es el segundo mejor Rookie en coches y el tercero en su categoría T1.3.
La jornada de descanso de ayer en La Paz le ha sentado muy bien a Óscar Fuertes, que ha firmado su mejor resultado en lo que va de Dakar. El piloto de SsangYong Motorsport ha entrado por primera vez en el top 30, lo que demuestra su progresión ascendente en el rally más duro del mundo.

El madrileño, junto a su copiloto Diego Vallejo, ha finalizado en 26ª posición con un tiempo de 7:19:20, a 2:29:54 del vencedor de la etapa, Carlos Sainz, que es el nuevo líder en coches. Gracias a este magnífico resultado, Fuertes asciende nada más y nada menos que cinco puestos en la clasificación general y es ahora 30º. El de SsangYong sigue como tercer mejor español y sube al segundo lugar entre los Rookies, mientras que en la clase T1.3, en la que fue el mejor del día, figura tercero provisionalmente.

La pareja española arrancó muy bien esta séptima etapa, entre La Paz y Uyuni, con 425 kilómetros de especial -la más larga desde el inicio de la carrera- y 302 más de enlace. En los primeros puntos cronometrados Fuertes y Vallejo fueron escalando posiciones hasta situarse en la 23ª plaza en el waypoint 4, a mitad de etapa. A partir de allí, supieron mantener un ritmo competitivo sin arriesgar en exceso y perdieron sólo unos pocos lugares hasta acabar en el 26º puesto final.

En esta jornada, Fuertes pilotó su SsangYong TivoliDKR por un terreno muy embarrado durante buena parte del recorrido, lo que añadió dificultad en muchos tramos. El comportamiento del coche no sólo fue nuevamente impecable, sino que además éste llegó en perfectas condiciones a meta. Y es que cabe remarcar que hoy tenía lugar la primera parte de la etapa maratón, por lo que, una vez finalizada, Óscar y Diego han tenido que encargarse de poner a punto su vehículo para la etapa de mañana.
Este domingo llega el octavo día de competición en el Dakar 2018, entre Uyuni y Tupiza, en el altiplano boliviano. Esta segunda parte de la etapa maratón tendrá una larguísima especial de 498 kilómetros y 87 de enlace. La altitud (se llegarán a los 4.800 metros) y la presencia nuevamente de dunas no pondrán las cosas fáciles al equipo SsangYong Motorsport, que pese a las dificultades está superando todas las expectativas en su debut.

Óscar Fuertes supera la primera semana del Dakar con muy buena nota

El debutante llega a la jornada de descanso en la 35ª plaza de la general como tercero entre los españoles y los Rookies.

“Se ha roto el limpiaparabrisas y se nos ha complicado la etapa. Llovía y había mucho barro, y casi no veíamos”, explica el piloto de SsangYong.

“Nos cruzábamos con camiones que levantaban mucho agua y suciedad y conforme se hacía de noche la visibilidad era aún peor”, apuntilla Diego Vallejo.
El equipo SsangYong Motorsport ha cubierto la primera semana de carrera en el Dakar 2018. Óscar Fuertes y Diego Vallejo han superado todas las expectativas en estas seis etapas iniciales y han llegado a la jornada de descanso en el top 40, un excelente resultado para un piloto debutante.

En esta sexta jornada, en la que el rally dejaba atrás Perú para llegar a Bolivia, el piloto madrileño ha finalizado la especial de 313 kilómetros en 51º lugar, con un tiempo de 5:09:04, a 2:15:34 del ganador del día, su paisano Carlos Sainz. En la general, Óscar figura en la 34ª posición y es además el tercer mejor español en coches. Fuertes también continúa tercero entre los Rookies, mientras que se sitúa ahora en quinta posición en la categoría T1.3.

La etapa no ha sido nada fácil para la pareja española, que 24 horas antes rodaba con su TivoliDKR a nivel de mar entre dunas de arena y hoy transitaba a más de 4.000 metros de altura por pistas rápidas y con un clima mucho más frío y húmedo. De hecho, si bien iniciaron la primera sección de la especial en el top 40, fueron bajando algunas posiciones hasta pasar los diferentes waypoints del trayecto alrededor del puesto 51 con el que finalmente llegaron a La Paz.

“Se ha roto el limpiaparabrisas y se nos ha complicado enormemente la etapa. Llovía y había mucho barro, y casi no veíamos en muchos momentos, especialmente cuando debíamos ir campo a través”, comenta Óscar nada más llegar a meta. “Si a ello le sumas que nos cruzábamos con camiones que levantaban mucho agua y suciedad y que conforme se hacía de noche la visibilidad era peor, la cosa se ha puesto aún más negra”, apuntilla el copiloto Diego Vallejo.

Después de tantos contratiempos, en la capital boliviana Óscar Fuertes y Diego Vallejo se podrán tomar un merecido respiro para afrontar con energía el tramo final de este Dakar 2018. Un día de descanso en el que los miembros del equipo SsangYong Motorsport deberán trabajar duro para poner a punto el TivoliDKR de cara a las próximas jornadas. Y es que el sábado, en el séptimo día de carrera, entre La Paz y Ayuni, con 425 km de especial y 302 de enlace, llega la primera parte de la etapa maratón (sin asistencias) de esta edición, sin duda la más dura de los últimos años.

Óscar Fuertes, mejor Rookie del día en coches

-El madrileño continúa su trayectoria ascendente y se sitúa en la 35ª posición de la general.

-En la primera sección de la especial, la más difícil de la etapa, el equipo SsangYong Motorsport ha finalizado en 25º lugar.

“Hemos pasado con el TivoliDKR por donde otros muchos participantes se han quedado atrapados”, relata satisfecho Fuertes.
Óscar Fuertes y Diego Vallejo se están superando día a día en este Dakar 2018. Si en la jornada de ayer firmaban su mejor resultado parcial hasta el momento con un 38º puesto, en la de hoy han subido hasta el 35º, asentándose en el top 40 del rally más duro del mundo.

Tras la disputa de esta quinta etapa entre San Juan de Marcona y Arequipa, el equipo SsangYong Motorsport se ha catapultado también hasta la 35ª plaza de la general. Fuertes continúa como tercer mejor español en coches, y ya es también el tercer mejor Rookie de la prueba y el cuarto en la categoría T1.3. De hecho, el madrileño ha sido hoy el mejor debutante del día.

La especial de la jornada, con un total de 268 kilómetros, estaba dividida en dos secciones. En la primera, la más difícil por las dunas de Tanaca, Fuertes ha ido como un tiro con su TivoliDKR y ha finalizado con el 25º mejor tiempo. “No nos hemos quedado atascados ni una sola vez en la arena, era muy complicado pero hemos pasado por donde otros muchos participantes se han quedado atrapados”, relata un satisfecho Fuertes.

En la segunda parte de la especial, Óscar y Diego han vuelto a sufrir algún leve problema de vapor lock como ayer, lo que ha hecho que el coche sufriera un poco más en zonas comprometidas. Pese a ello y a algún pequeño enganchón en la arena, el equipo SsangYong ha rodado en esta parte de la etapa siempre alrededor de la 35ª posición con la que finalmente ha acabado la jornada.

“En la zona más al norte del trazado hacía muchísimo calor. Al final del día nos hemos encontrado el vehículo de Tom Coronel volcado en un tramo muy estrecho y eso nos ha retrasado también unos 15 minutos, aunque hemos aprovechado para hidratarnos”, comenta Óscar Fuertes.

“El único contratiempo destacable que hemos tenido ha sido cuando he perdido la llave de paso para hinchar y deshinchar los neumáticos según el terreno. Nos ha tocado bajar del coche y hacerlo a mano, con lo que hemos perdido un poco de tiempo”, explica Diego Vallejo. “El último tramo de playa ha sido muy divertido. La marea estaba alta e incluso hemos debido entrar en el agua para coger un waypoint”, prosigue el copiloto gallego.

“Mañana estamos preparados para la altura. Muchos amigos nos han contado trucos para superarla e incluso tenemos una máquina de oxígeno. Es la primera vez que el SsangYong TivoliDKR correrá en una altitud como ésta, por lo que será una novedad”, concluye Óscar Fuertes.

En la sexta etapa, el Dakar deja Perú para llegar a Bolivia. Arequipa será el punto de partida y La Paz, el de llegada, con 447 km de enlace y 313 de especial. La carrera deja atrás el desierto para llegar a la montaña y a pistas rápidas. Con alturas máximas superiores a los 4.600 metros y mínimas siempre por encima de los 3.800 m, éste será un factor muy a tener en cuenta por todos los participantes.

Óscar Fuertes, imparable en el Dakar con su SsangYong TivoliDKR

-El piloto madrileño se mete entre los 40 mejores de la general y ya es el cuarto mejor Rookie en coches.

-“Ya no tengo palabras para decir lo difícil que es este Dakar… ¡es increíble!”, apunta un exultante Fuertes.

-“El único contratiempo que hemos tenido ha sido por culpa de la gasolina, que estaba en malas condiciones, y nos ha obligado a parar un par de veces”, explica el copiloto Diego Vallejo.

El equipo SsangYong Motorsport ha completado la que hasta el momento ha sido su mejor etapa en este Dakar 2018. Óscar Fuertes y Diego Vallejo han finalizado en 38ª posición la cuarta jornada de carrera, un bucle con inicio y final en San Juan de Marcona con 330 kilómetros de especial y 114 de enlace. La pareja española ha empleado 7 horas, 42 minutos y 39 segundos, 3:44:46 más que el francés Sébastien Loeb, vencedor del día.

Este primer top 40 del piloto madrileño le ha servido para escalar hasta cinco puestos en la clasificación general, en la que ahora es 38ª tras casi 21 horas de carrera en total. Fuertes se consolida como el tercer mejor español en coches y sube hasta colocarse como cuarto en Rookies y en la categoría T1.3, en la que es el único debutante.

“Hemos sufrido muchísimo. Ya no tengo palabras para decir lo difícil que es este Dakar… ¡es increíble! Estamos muy contentos por haber superado otra etapa y por haber adelantado algún puesto, cosa que no esperábamos. ¡Mañana más!”, apunta exultante Óscar Fuertes.

El SsangYong TivoliDKR ha vuelto a demostrar su enorme solvencia en las dunas en otra dura jornada en la que Fuertes y Vallejo han ido de menos a más. Si en los primeros puntos de control figuraban alrededor de la 50ª posición, en el tramo final de la etapa han progresado hasta meterse entre los 40 primeros.

“El coche ha ido perfecto. El único contratiempo que hemos tenido ha sido por culpa de la gasolina, que estaba en malas condiciones. A causa del vapor lock se ha sobrecalentado el combustible y nos ha dado algún problema de alimentación. En las dunas altas nos costaba subir por este motivo y hemos tenido que parar un par de veces”, explica a su vez Diego Vallejo.

La quinta etapa del Dakar, entre San Juan de Marcona y Arequipa, será maratoniana, ya que tendrá nada más y nada menos que 666 km de enlace y 266 km de especial. La carrera se adentrará desde la costa peruana hacia el interior del continente, camino de Bolivia y hacia la altura de los Andes.

 

El polvo en suspensión frena a Laia Sanz en una jornada poco propicia

La piloto de Soficat Xerox no ha encontrado su ritmo y ha terminado 25ª en la cuarta etapa, a 25 minutos del primero.

“No ha sido un buen día y he perdido algún puesto, pero también es cierto que en este Dakar diez minutos no son nada. Aún queda todo por hacer”.

Día complicado hoy para Laia Sanz en la cuarta etapa del Rally Dakar, con inicio y final en San Juan de Marcona, 330 kilómetros cronometrados y 114 de enlace. La piloto de Soficat Xerox ha tenido su peor jornada, le ha costado encontrar el ritmo y ha terminado finalmente en 25ª posición, a 25:05 del primero. En la general, es 19ª a 44:56 del líder.

La especial ha arrancado con una salida en línea en grupos de quince motos, al estilo motocross. Laia Sanz ha salido en la primera tanda con energía, pero al cabo de poco el terreno se ha vuelto muy polvoriento y eso ha pasado factura a la pluricampeona española, que no ha podido rodar a gusto durante buena parte de la etapa.

“Al principio he rodado durante 150 kilómetros con mucho polvo de los de delante. No podía correr a mi gusto y no he encontrado el ritmo en todo el día. Después de esa parte sí que iba un poco mejor, pero me he encontrado a un piloto accidentado [Walter Nosoglia] y he parado dos o tres minutos a ayudarle. No ha sido mucho tiempo, pero suficiente para que los que tenía detrás me alcanzaran y otra vez he tenido que rodar en el polvo”, lamenta la de Corbera de Llobregat.

En la segunda parte de la especial, los pilotos han tenido que superar una zona de dunas de gran dificultad que tampoco le han sido propicias: “Había un waypoint muy difícil de localizar con algunos pilotos perdidos buscándolo y ahí también he cedido un poco de tiempo. Creo que nunca me había encontrado arena tan blanda como la de hoy. Cuando estaba rodando con Joan Pedrero y otro piloto me he enganchado un par de veces y los he perdido de vista”, explica.

Al cruzar la meta, la piloto de Soficat Xerox y el KTM Factory Racing Team se mostraba contrariada por el desarrollo de la jornada, aunque relativizando el resultado: “No ha sido un buen día y he perdido algún puesto, pero también es cierto que en este Dakar diez minutos no son nada. Aún queda todo por hacer”.

Este miércoles, quinta etapa entre San Juan de Marcona y Arequipa, con 266 kilómetros cronometrados y 508 de enlace. “Nos encontraremos una especial parecida a la de hoy, pero espero que salga mejor”, confía Laia Sanz.


Clasificación etapa 4:
1. Adrien Van Beveren (Yamaha) 4h 08’23”
2. Xavier de Soultrait (Yamaha) +05’01”
3. Matthias Walkner (KTM) +07’10”
4. Pablo Quintanilla (Husqvarna) +07’32”
5. Stefan Svitko (KTM) +07’45”
...
15. Laia Sanz (KTM) +25’05"

Clasificación general:
1. Adrien Van Beveren (Yamaha) 11h 03’23”
2. Pablo Quintanilla (Husqvarna) +01’55”
3. Kevin Benevides (Honda) +03’15”
4. Matthias Walkner (KTM) +05’23”
5. Xavier de Soultrait (Yamaha) +07’34”
...
19. Laia Sanz (KTM) +44’56"

Suscribirse a este canal RSS