João Barros adquiere el chasis 101 del Ford Fiesta R5

Después de la venta de la unidad con la que participó en el último Campeonato Nacional de Portugal de Rallys y algunas dudas sobre si correría con un R5 otra marca, finalmente João Barros confirmó la compra de un nuevo Ford Fiesta R5, manteniendo la apuesta de 2014.

Según el piloto del Fibromade Racing Team "nos hemos realizado ningún cambio de coche porque tendríamos que empezar todo de nuevo en términos de aprendizaje con el Fiesta R5 y sus ajustes, por lo que apenas podíamos ser competitivos. Por lo tanto, la opción de repetir de nuevo en el Fiesta es la elegida porque con él seremos muy competitivos y nos ayudará a luchar por el título en este 2015".

El coche con el que participó en 2014 en el Nacional de Portugal fue vendido al piloto majorero Gustavo Sosa y posteriormente ha adquirido al preparador británico M-Sport otro Fiesta R5, en este caso el chasis 101, ya que, como se explicó el propio piloto luso "inicialmente se había previsto el chasis número 100, pero Malcolm Wilson decidió no vender esta unidad porque merecía un lugar en el museo de M-Sport, así que terminamos con la 101".

Curiosidades aparte, el coche dejó las instalaciones de M-Sport y ahora está de camino a Portugal para que el piloto pueda realizar una primera toma de contacto con él después de ser montado por el equipo técnico de Fibromade Racing Team, que visitó las instalaciones del preparador británico Dovenby Hall en Cumbria para estar al día de las últimas evoluciones técnicas.